Vestir con estilo ¡más sencillo de lo que crees!

estilo personal

Aunque muchas personas aseguran que es imposible adquirir estilo, para vestir con estilo se debe de tener una relación muy franca y honesta con nosotras mismas y tener muy claro cuáles son nuestros puntos a resaltar y cuáles son los puntos a esconder. Y de esta manera saber perfectamente qué te queda a ti.

Vestir con estilo tiene que ver con mostrar que todo en tu arreglo personal está ahí por una razón y que todos los detalles fueron tomados en cuenta. Sigue estos consejos para vestirte con estilo:

·      No vistas ropa que te vista a ti

La ropa que uses puede ser vistosa pero no al grado de que llame más la atención ésta que tú.

  • Haz del mundo tu pasarela.

El caminar es esencial para verte bien y con estilo. Siempre camina derecha y usa todos músculos de tus piernas y pompas al dar cada paso.

  • Rompe las reglas de la moda.

Para enfatizar tu estilo debes dejar de lado las tendencias muy marcadas. No  todo lo que dictan las pasarelas o la moda del momento funciona para todas las personas.

  • Busca algo que te distinga.

Para Coco Chanel eran sus faldas, para Audrey Hepburn sus pantalones, para Jaqueline Kennedy sus lentes. Busca alguna prenda o accesorio que te distinga y úsalo continuamente.

  • No esperes que el espejo o la báscula te diga la verdad.

Aprovéchate de la honestidad de tu mejor amiga o de tu hermana para descubrir si en verdad te queda tal o cual prenda. Lleva de compras a una persona que te sea verdaderamente honesta y no te ofendas si te dice que algo no te queda.

  • No tienes que quedar en la bancarrota.

No es necesario gastar una fortuna en ropa para lucir con estilo. Las prendas con logotipos o de diseñador no te harán lucir mejor. Si tienes el dinero para comprar una prenda hazlo y úsala con orgullo, pero no te llenes con bolsas, blusa, mascadas y gabardinas “fake” que nada más te harán lucir de la misma manera.

  • Busca inspiración en todos lados.

A veces en los lugares más inesperados podemos encontrar inspiración. Sal y observa a las mujeres en restaurantes, cafés, en el cine y hasta en la calle. Mira como se mueven, qué traen puesto y toma ideas para ponerlas en práctica en ti misma.

  • Usa tu talla.

No importa lo difícil que sea usar una talla más grande que la tuya, una talla más pequeña que la que eres te quitará un 50% del estilo que tanto anhelas. Olvídate de los números que marquen en la etiqueta y compra el pantalón, el saco o la falda que te quede perfectamente a tu estilo de cuerpo.

  • Vístete de acuerdo al lugar y al momento.

Cada lugar y hora dicta ciertas reglas al escoger tu vestuario. No lleves tacones a eventos deportivos, ni jeans a cocteles. Si tienes cualquier duda de lo que te debes de poner, pregunta antes.

  • Compra con la cabeza

Cada vez que vayas a comprarte una prenda, pregúntate: ¿me queda bien?, ¿me combina con lo que ya tengo? ¿funciona a mi favor o en mi contra? Si no te puedes imaginar en cinco situaciones completamente diferentes con la misma prenda, no la compres, a menos que sea un vestido de novia.

  • Invierte inteligentemente.

Al comprar, invierte más dinero en ropa de día que de noche, pues generalmente es la ropa que más usarás. Vestirse con estilo para una ocasión especial es más fácil que vestirse todos los días con estilo. Por otro lado, si compras una prenda económica, mejor cómprala en negro porque en las telas de colores claros se nota mucho más la calidad de la confección y la costura.

  • No te olvides de los accesorios.

Compra accesorios originales y de buena calidad, ya que estos pueden hacer que un vestido sencillo luzca elegante pero si es de mala calidad, puede echar a perder el más fino de los vestidos.

  • Del cuello hacia arriba.

No olvides que del cuello para arriba también debes de demostrar si tienes estilo o no. Usa maquillaje natural con un toque de moda. Si resaltas los labios, maquilla poco los ojos. Si resaltas los ojos, usa un brillo natural en los labios. En cuanto al cabello, empieza por aceptar su textura y trabaja con ella. Si te pintas el pelo, usa un tono que quede con tu color de tez y nunca muestres las raíces.

  • Preocúpate por donde pisas.

Invierte en buenos zapatos. Muchas mujeres cometen el error de combinar un traje carísimo con zapatos económicos. De las prendas que deben de ser más caras en el vestuario deben de ser los zapatos pues estos le darán clase a tu atuendo.

Autor entrada: Dosis Diaria

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.