Los sí y no de la resolución de conflictos

 

No podemos esperar que las personas siempre estemos de acuerdo todo el tiempo. De hecho el tener conflictos es parte normal de la vida pero lo importante es saber resolverlos adecuadamente. Es necesario aprender a lidiar y resolverlos en lugar de evitarlos. La habilidad de resolver los conflictos de forma adecuada depende de varios factores: escuchar, mantenerte en calma, saber controlar tus emociones, reconocer los sentimientos del otro, respetar las diferencias y a veces dar tu brazo a torcer.

 

Cuando un conflicto no se afronta, puede dañar seriamente una relación. Pero si se maneja con el respeto debido y de manera positiva, nos da la posibilidad de crecer y fortalecer el lazo con la otra persona. Al aprender la manera sana de afrontar los conflictos, se podrá tener desacuerdos, pero si se enfrentan no llegarán a desgastar o incluso arruinar la relación. Descubre las claves para resolver problemas de manera productiva.

 

SI

-Acércate a esa persona y habla con ella.

 

-Comprométete a resolver el conflicto y evitar castigar al otro.

 

-Debes estar preparara a perdonar y a olvidar lo sucedido y a seguir adelante.

 

-Evita quedarte con resentimientos al decir todo lo que piensas y sientes.

 

-Ve con la idea de resolver el problema en lugar de tener la razón ya que es más valioso mantener y fortalecer la relación, que ganar el argumento.

 

-Sé respetuoso al escuchar los argumentos de esa persona y da los tuyos, hablando siempre desde el corazón y la verdad.

 

-Si el conflicto se resuelve de manera adecuada, aumentará la cercanía entre ambas partes.

 

-Los conflictos pueden ser una oportunidad de crecimiento. Cuando eres capaz de resolver un conflicto en una relación, se tendrá la confianza de que la relación puede sobrevivir difíciles retos y desacuerdos.

 

NO

-Evites los conflictos, ni tengas miedo a enfrentarlos.

 

-Reacciones explosivamente, con enojo ni con resentimiento.

 

-Te cierres a escuchar los puntos de vista del otro.

 

-Pienses en vengarte del otro, ya que este problema sólo se hará más grande.

 

-Hay quienes creen que si evitamos a la persona con quien tenemos el conflicto, éste va a desaparecer, pero la realidad es que no va a suceder hasta que lo enfrentemos.

 

-Olvida el impulso de castigar al otro o que te compense por tu pérdida y mejor

piensa en lo que sí se puede rescatar. Esto es el punto esencial en la resolución de problemas.

 

-Los conflictos despiertan fuertes emociones en una o las dos partes, de desilusión, enojo, coraje, tristeza, etc. Si no se resuelven de la manera correcta, puede crecer la distancia entre ambas personas, logrando así dejar fuertes resentimientos y hasta rupturas.

Please follow and like us:
0

Post Author: Dosis Diaria

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *