9 reglas para tener hijos felices

No cabe la menor duda de que lo que más deseamos los padres es que nuestros hijos sean felices. Desgraciadamente las ocupaciones diarias y rutinas hacen que perdamos el rumbo de lo que en verdad queremos para ellos. Pero nunca es demasiado tarde para reencontrar el camino tomando las decisiones correctas, acercándonos más a ellos, y fomentando los momentos de espontaneidad, diversión y comunicación. Aquí te doy 9 valiosas ideas.

1-Ayúdalos a ser independientes.

La más importante como padres es preparar a nuestros hijos a que en un futuro sean independientes. Es por eso que debemos de ayudarlos a pensar por ellos mismos, a resolver sus problemas y a creer en sus propias capacidades. Enseña a tus hijos a hacer las cosas por sí solos, así como cooperar en la casa y en el ámbito familiar; hará maravillas en ellos.

2-Diles ¡no!

Cuando nuestros hijos son pequeños, necesitan límites claros y firmes. A muchos padres les cuesta mucho trabajo hacer esto. Los amenazan pero después no cumplen sus castigos o los dejan hacer lo que quieran. Si demuestras autoridad consistentemente a tus hijos, al mismo tiempo que les ofreces apoyo y empatía, lograrás proveerlos de una buena estructura que los ayudará para toda la vida.

3-No dejes de jugar.

Aparta 10 minutos de tu ocupado día para jugar con tus hijos Este ritual tiene muchos beneficios pues además de desestresarnos, propicia una mayor conexión con nuestros pequeños. El juego es una herramienta muy importante para el desarrollo de ellos pues los enseña a ser más afectuosos, a que tengan una mayor autoestima y a que sean más cooperativos y tolerantes.

4-Disfrútalos por separado.

Cada hijo necesita un tiempo especial con sus padres. Es por eso que cada vez que puedas, pasa tiempo de calidad con cada uno de tus hijos por separado. De preferencia deja que él o ella escoja lo que desea que hagan. Esto ayuda a cada uno de tus pequeños a sentirse especiales. De hecho, la mayoría de los padres que hacen este ritual aseguran que durante estos momentos es cuando han tenido una mejor comunicación con sus hijos.

5-Enséñales lo pequeño.

Enseña a tus hijos acerca del gran regalo de la naturaleza. Tomen el tiempo para abrazar un árbol, a oler el aroma de las flores, de observar los diferentes tipos de paisajes y a ver el cielo en una noche estrellada. Estas actividades les enseña a descubrir que son parte de algo mucho más grande que ellos mismos. En una sociedad en la cual se les enseña a los niños a sentirse omnipotentes esto los ayudará a darse cuenta de que no son el centro del universo sino una parte de él.

6-Relájalos.

Una de las cosas que les cuesta más trabajo a los niños es relajarse. Es por eso que les estarás dando un gran regalo si los enseñamos a hacerlo. ¿Algunas opciones? Pon un poco de música tranquila y enséñalos a respirar pausadamente. Puedes apagar la luz para que el efecto sea mejor. También puedes hacerles un suave masaje (después del baño es un buen momento) o de plano inscribirlos a una clase de yoga. Lo importante es que aprendan que en ellos se encuentra el poder de relajación que tanto hace falta en estos tiempos de estrés continuo.

7-Predica con el ejemplo.

Todo padre desea educar a unos hijos responsables, compasivos, honrados, amables y confiables. Buscamos diferentes maneras de enseñarles valores sin darnos cuenta de que ellos aprenden más por imitación que por los eternos sermones que les damos. Por eso la mejor manera de lograr que tus hijos integren esos valores es siendo un buen ejemplo para ellos. Así que la próxima vez que quieras gritarle groserías al conductor de al lado, que muestres discriminación por otra persona o que compres compulsivamente, recuerda que tus hijos están viendo cada cosa que haces. Si empiezas a actuar como quieres que sean ellos, el beneficio será doble, pues tanto tus hijos como tú serán mejores personas y más felices.

8-Practica la abrazoterapia.

Según este original tipo de terapia, necesitamos dar o recibir 7 abrazos (bien dados) al día para obtener sus importantes beneficios. Aprovecha cada cosa tierna que hagan o digan tus hijos para darles un fuerte abrazo. También enséñalos a despedirse de ti con un abrazo en lugar de sólo un beso, cuando se vayan a la escuela. Invítalos los sábados y domingos en la mañana a acostarse en la cama contigo para poder abrazarse y acurrucarse. La abrazoterapia tiene un efecto positivo en el coeficiente intelectual de los niños, ayuda a la curación de enfermedades físicas y mentales y los ayuda a crecer y fortalecerse.

9-Enséñales el poder de la gratitud.

El enseñar a nuestros hijos a agradecer todo lo que tienen y viven cada día es un gran regalo. Esto los volverá más positivos y descubrirán las pequeñas alegrías de la vida. Una buena opción para lograrlo es alentarlos a descubrir  qué evento fue el más agradable que tuvieron cada día. Pueden platicar sobre antes de dormir. Es importante que tú les muestres el ejemplo y empieces la conversación diciendo: “Lo más bonito que me sucedió el día de hoy fue________”. Ellos seguramente empezarán a hacer lo mismo y descubrirán que su día fue más agradable de lo que pensaban.

 

Please follow and like us:
0

Post Author: Dosis Diaria

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *